Descarga gratis:
Plantilla para simular tu presupuesto y organizar tus finanzas personales

¿Necesitas mejorar tus finanzas personales? Es hora de planear cuánto dinero de tus ingresos destinarás a cada una de tus necesidades, obligaciones, impuestos, gastos y ahorro con nuestro simulador de Planeación de Presupuesto.

¡Descargar mi plantilla!

¿Cómo usar esta plantilla?

Te explicamos detalladamente cómo vas a usar esta plantilla para adaptarla a tus finanzas personales y que puedas elaborar tu presupuesto. ¡Manos a la obra!

¿Por qué deberías usar esta plantilla?

Si estás cansado(a) de intentar adivinar para dónde se va el dinero que recibes cada mes y por qué no te rinde como debería, es momento de poner en orden tu economía, ¿y qué mejor forma de hacerlo que a través de la implementación de la planeación de presupuesto?.

Cuando hacemos una buena planeación financiera y establecemos nuestro presupuesto de flujo de caja de forma efectiva, podemos darnos cuenta de cuánto dinero nos queda de más o nos hace falta al final de un periodo específico que hayamos delimitado. De esta manera podremos identificar qué estamos haciendo bien o mal y tomar decisiones a tiempo que nos ayuden a mejorar nuestras finanzas personales.

Recuerda que el presupuesto te sirve para planear o estimar el dinero que debes destinar durante un tiempo (mes, quincena, año) a tus necesidades y compromisos financieros, pero también te da la posibilidad de hacer un diagnóstico que te muestre en dónde estás actualmente y a dónde quieres llegar para que puedas trazar la ruta que te lleve a mejorar tu economía y así encaminarte al bienestar financiero.

¡Descarga ahora nuestro Simulador de Planeación Tributaria!

Como hacer la declaración de renta en Colombia

¿Qué encontrarás en el simulador de Planeación de Presupuesto?

Cuando abras el simulador encontrarás que la hoja de inicio cuenta con 6 botones que te ayudarán a tener a mano lo que necesitas de tu presupuesto. Una vez ahí, deberás seleccionar la primera opción: registra tu información. En la columna A es donde escribirás los ingresos y gastos que ocurren todos los meses y en la columna B registrarás los que sueles asumir de forma ocasional e indicarás en qué meses ocurren, como por ejemplo la prima, que solo se recibe en junio y diciembre. 

Es muy importante que cada valor que pongas en el simulador correspondiente a ingresos, ya esté libre de deducciones como pensión, salud, aportes al fondo de solidaridad, etc.

Cuando termines el registro de tu información y tengas la seguridad de haber puesto todos tus ingresos, gastos, deudas, impuestos y demás, volverás al inicio y harás clic en Revisa tu proyección para todo el año, una vez ahí verás todos los datos que diligenciaste previamente organizado por meses y por último encontrarás el saldo final.

Así de fácil haces tu presupuesto de flujo de caja con Tributi y comienzas a organizar tus finanzas personales, ¡descárgalo hoy mismo!


Aprende todo sobre Planeación de Presupuesto

Cuando abras el simulador encontrarás que la hoja de inicio cuenta con 6 botones que te ayudarán a tener a mano lo que necesitas de tu presupuesto. Una vez ahí, deberás seleccionar la primera opción: registra tu información. En la columna A es donde escribirás los ingresos y gastos que ocurren todos los meses y en la columna B registrarás los que sueles asumir de forma ocasional e indicarás en qué meses ocurren, como por ejemplo la prima, que solo se recibe en junio y diciembre. 

Es muy importante que cada valor que pongas en el simulador correspondiente a ingresos, ya esté libre de deducciones como pensión, salud, aportes al fondo de solidaridad, etc.

Cuando termines el registro de tu información y tengas la seguridad de haber puesto todos tus ingresos, gastos, deudas, impuestos y demás, volverás al inicio y harás clic en Revisa tu proyección para todo el año, una vez ahí verás todos los datos que diligenciaste previamente organizado por meses y por último encontrarás el saldo final.

Así de fácil haces tu presupuesto de flujo de caja con Tributi y comienzas a organizar tus finanzas personales, ¡descárgalo hoy mismo!

¿Qué es el presupuesto de flujo de caja y para qué sirve?

Antes de iniciar con tu planeación de presupuesto es esencial tener claro que el presupuesto de flujo de caja es la herramienta que utilizan tanto las personas como las empresas para facilitar la planeación financiera en la que se registran todas las entradas y salidas de dinero proyectadas para un periodo determinado, que puede ser quincenal, mensual, anual, etc.

En ese orden de ideas, el presupuesto tiene que ver con el dinero que estimamos de manera anticipada para afrontar los costos económicos que suponen nuestros objetivos, obligaciones o incluso nuestra forma de vida, durante un tiempo específico.
El presupuesto sirve para saber cuánta plata nos sobra o nos queda faltando al final del periodo que hayamos establecido, de esta manera podremos identificar qué ajustes deberíamos realizar tanto en nuestros ingresos como en los gastos, en caso de observar, por ejemplo, que el dinero no nos está alcanzando o que estamos gastando de más.

Cuando realizamos un buen presupuesto de flujo de caja tenemos la posibilidad de identificar qué nos está causando desajustes en nuestras finanzas personales y esto a su vez da lugar a que podamos tomar mejores decisiones. También nos permite mirar el panorama completo y ver si es necesario tomar acciones como replantear las fechas en que hacemos ciertos pagos para poder responder a tiempo con los mismos. 

Por ejemplo, si al hacer el presupuesto identificamos que la mayoría de nuestras obligaciones financieras están para pagarse a inicio de mes y esto nos hace incurrir en intereses por mora o acudir al endeudamiento, deberíamos analizar cuáles de estos gastos podemos trasladar a mediados o finales del mes y si es necesario hacer algún tipo de acuerdo para lograrlo, como solicitarle al banco que cambie la fecha de alguna tarjeta de crédito. 

¿Cómo puedes elaborar tu presupuesto?

  • Haz un listado de tus ingresos. Para realizar tu presupuesto es fundamental que tengas claro cuánto dinero recibes mensualmente, pues este es el punto de partida para saber en qué puedes gastar. Así que anota tus diferentes fuentes de ingreso detallando su origen y poniendo ese valor libre de deducciones, es decir lo que entra a tu cuenta específicamente. 

    Ejemplo: si recibes un salario mensual de $1.106.454, incluido el subsidio de transporte, y de ahí te descuentan alrededor de $80.000 en salud y pensión, el valor neto que te llegará será de $1.026.454 y ese es el monto que deberías anotar en tu presupuesto.

  • Define tu meta de ahorro y aparta ese dinero.  Separa una parte de tus ingresos para el ahorro sin falta, recuerda que con ese dinero podrías cumplir tus propósitos a corto, mediano y largo plazo o hacer inversiones a futuro para obtener ganancias. 

    Lo ideal es que ahorres mínimo el 10% de tus entradas de dinero, si es más, mucho mejor. Pero lo más importante es que seas constante y cumplas las metas que te propongas de acuerdo a tus objetivos. Por ejemplo, si tu plan es ahorrar para pagar la cuota inicial de tu casa propia, define cuánto dinero necesitas en total y el tiempo en el que deberás conseguirlo, luego divide ese valor entre el número de meses para saber cuánto deberías ahorrar mensualmente. Finalmente, planea dónde lo guardarás y por ningún motivo dispongas de ese dinero.

  • Anota tus obligaciones financieras. Los pagos mensuales que debes hacer por tus préstamos de dinero y las comisiones que te cobran por servicios bancarios: las cuotas de manejo de tus tarjetas débito y/o crédito, los pagos por retiros, las consignaciones, las transferencias y demás, hacen parte de esta categoría.

    Así que haz un  listado de los diferentes tipos de comisiones y deudas que tienes vigentes. Es una buena práctica que en tu presupuesto menciones con qué persona o entidad tienes el crédito. Ejemplo: Cuota de manejo tarjeta débito – Banco A, tarjeta de crédito *1234 – Banco B, tarjeta de crédito *4321 – Banco C y crédito de consumo – Banco D.Es importante que identifiques las obligaciones con cuota variable; es decir, aquellas cuyo valor cambia cada mes. En este caso, te sugerimos revisar el comportamiento que han tenido dichos pagos en los últimos meses, para predecir qué tanto pueden variar durante el año. Si al momento de negociar el crédito te entregaron un plan de pagos detallado,mejor, apóyate en este para hacer los registros exactos del monto a pagar en cada mes.

    Finalmente, verifica el número de cuotas faltantes de cada obligación, para saber hasta qué fecha deberás incluirla en el flujo de caja presupuestado.

  • No dejes pasar tus impuestos y contribuciones. Este punto es muy importante, sobre todo porque los impuestos suelen tomar por ‘sorpresa’ a la mayoría de personas. Para evitarlo, en tu presupuesto debes registrar los impuestos o contribuciones de los que eres responsable de forma directa, es decir, aquellos en los que tú te encargas de realizar el trámite para poder pagarlos. Por ejemplo: el impuesto a la renta, el  impuesto predial, el impuesto de vehículo, entre otros.

    Una vez tengas claras las responsabilidades tributarias que tienes a cargo, revisa muy bien la fecha de pago cada una de ellas y cumple, para evitar sanciones. Ten presente que en algunos casos, como en el del impuesto predial, hay beneficios económicos por pronto pago, así que si puedes, aprovéchalos.

  • Detalla cada uno de tus gastos. Es momento de hacer tu lista de gastos, o sea que debes escribir todas las salidas de dinero que realizas para que tú y las personas por las que eres responsable económicamente puedan consumir bienes o servicios. 

    Es fundamental que tengas claro los tres tipos de gastos que existen. Los gastos obligatorios surgen de un acuerdo previo en el que nos comprometemos a pagar con cierta periodicidad, como el alquiler y la mensualidad del colegio. 

    Por su parte, los gastos necesarios también son importantes pero su valor puede ajustarse con mayor facilidad, pues dependen de nuestro comportamiento o elección. Por ejemplo: el mercado y el pago del agua o la luz.

    Finalmente, están los gastos prescindibles o de disfrute y son aquellos que podrían no realizarse sin que esto implique alguna consecuencia grave. Se asocian principalmente con los gastos de entretenimiento como las salidas a comer, los paseos, el cine, etc.
    Ahora que tienes claros tus gastos, inclúyelos todos en el presupuesto, sin importar su tamaño, porque todo suma y quizá puedas llevarte sorpresas cuando hagas el análisis de los mismos.

Haz tu presupuesto y analiza los resultados

Ahora que ya conoces todos los elementos que debes incluir en tu presupuesto y la importancia que tienen, es momento de descargar nuestro simulador de planeación de presupuesto y organizar tus finanzas personales.

Si ya lo descargaste, ten en cuenta que debes registrar un saldo inicial igual a cero para el primer periodo, sumarle los ingresos y lrestar las salidas de dinero, tales como: ahorros, obligaciones financieras, impuestos y gastos. El resultado será el saldo final del primer periodo, que a su vez se convierte en el saldo inicial del segundo. Como puedes ver en el simulador, esta operación se repetirá para todos los periodos. 

¿Qué esperas para empezar hoy con tu planeación de presupuesto? ¡Descarga nuestro simulador aquí!



proceso

Tu planeación en 4 simples pasos

Recibe tu planeación tributaria en solo 2 días hábiles

Recolecta y envíanos tu información

Para evaluar tu situación tributaria y encontrar oportunidades de ahorro, necesitaremos información sobre tus ingresos y deducciones.

Obtén una primera evaluación de un experto

Nuestros expertos buscarán medidas para reducir tu impuesto a pagar y estimarán su impacto. Solo continuaremos el proceso si encontramos ahorros potenciales.

Paga y recibe un informe detallado

Recibirás un informe detallado con iniciativas puntuales y cifras exactas de ahorro bajo múltiples escenarios, para que elijas el que más te convenga.

Implementa las recomendaciones y ahorra

Te acompañaremos en el proceso de implementación de las medidas, para que puedas consultar a un experto siempre que tengas alguna duda.

Así hablan de Tributi en

Clientes que han declarado con Tributi

Suscríbete a nuestro boletín

Te mantenendremos informado

Temas tributarios y de educación financiera de tu interés explicados en términos simples,
para las personas de a pie.

¡Hemos recibido tu correo con éxito!
Oops! Something went wrong while submitting the form.